INCOMPATIBLES - Ella quería conquistar al cerebrito de la clase. Él estaba determinado a ignorarla... hasta que descubrió su secreto. UNA RELACIÓN PERFECTA - Historias románticas contemporáneas con un poco de arte en cada una. BESO ROBADO - Lina conoce a dos bailarines de ballet: uno que le gusta... y otro que hará de todo para conquistarla. LOBO DE LUNA - La amistad inquebrantable entre una criatura del bosque y un lobo de otro mundo. EL REY Y EL PÁJARO BLANCO - Había una vez un joven rey y un ave blanca con un secreto extraordinario. CORAZÓN DE VERANO - Una niña elfa invernal le compra a un mercader algo que cambia todo su mundo: un hada del verano. RELATOS DE AMOR Y SANGRE - A menudo el amor sale terriblemente mal... AMOR SANGRIENTO - Él está muriendo de un cáncer terminal. Ella tiene un secreto escalofriante. OSCURA SALVACIÓN - Historias sobre amor y salvación... plagadas de horror y oscuridad. Haz clic en las portadas para leer las muestras gratuitas. Ve a la página SOBRE MIS LIBROS para ver todo mi catálogo. ¡Gracias por apoyarme!

12 de mayo de 2017

¡HAY QUE PROHIBIR LOS LIBROS!

Sí, lo digo totalmente en serio. ¿Clases de literatura? ¿Campañas para fomentar la lectura? ¿Publicación, por parte de editoriales, de más y más libros nuevos en papel a pesar de las altas tasas de retorno? (o sea, libros que no se venden y son devueltos a las editoriales para su destrucción sin haber sido leídos una sola vez).

ESTAMOS ENCARANDO EL ASUNTO COMPLETAMENTE AL REVÉS, POR ESO VAMOS TAN MAL CON LOS ÍNDICES DE LECTURA DE LA POBLACIÓN.

¿Qué es lo que persigue la gente? LAS COSAS PROHIBIDAS. Empezando por la dichosa fruta del jardín del Edén, para quienes tienen creencias religiosas. Aquí van algunas más:

drogas recreativas
sexo con prostitutas
novios que los padres de las chicas no soportan
carreras ilegales
peleas de perros/gallos
armas que los padres ponen fuera del alcance de sus hijos
Y LOS LIBROS PROHIBIDOS (o criticados por la Iglesia)

Creo que es hora de aplicar un poco de psicología inversa. O sea, dificultar el acceso a los libros y largar estos eslóganes rebeldes (que pintaríamos en cualquier muro disponible para el vandalismo):

LOS POLÍTICOS NO QUIEREN QUE LEAS PORQUE ASÍ LES ES MÁS FÁCIL MANIPULARTE. ¡NO CAIGAS EN SU TRAMPA!

LAS FARMACÉUTICAS NO QUIEREN QUE LEAS PORQUE LEER PREVIENE ENFERMEDADES MENTALES Y HACE QUE LAS PERSONAS NO NECESITEN TANTOS MEDICAMENTOS.

TUS PADRES NO QUIEREN QUE LEAS. ¡DESOBEDÉCELOS!

Mis padres pusieron los libros encima del ropero para que yo no los toque. ¡Voy a buscar una escalera!

LOS LIBROS ESTÁN RESTRINGIDOS PORQUE CAUSAN TANTA ADICCIÓN Y BIENESTAR COMO LA MARIHUANA.

LOS LIBROS ESTÁN RESTRINGIDOS A FIN DE ENCARECERLOS, DADO QUE SU COSTO DE PRODUCCIÓN ES BAJO. ¡LAS EDITORIALES CODICIOSAS QUIEREN MATAR LA LITERATURA LIBRE Y BARATA!

Recién entonces crearíamos redes falsamente clandestinas para la compra y venta de libros. O sea, las plataformas serían las mismas, pero disfrazadas de ilegales. Los lectores habituales seguiríamos comprando los libros igual que siempre, mientras que las víctimas de la psicología inversa comenzarían a aparecer en masa buscando esos preciados objetos prohibidos, para devorarlos en la clandestinidad como quienes se drogan en los clubes o callejones.

En fin, díganme si no suena como un plan infalible :-D Y si funcionara (de lo cual estoy bastante segura), podríamos buscar la manera de aplicarlo a cierta cualidad muy escasa hoy en día: ¡el sentido común!

LOS POLÍTICOS NO QUIEREN QUE USES EL SENTIDO COMÚN A LA HORA DE VOTAR. ¡LLÉVALES LA CONTRARIA!

G. E.

¿Buscas más entretenimiento? Haz clic AQUÍ para echar un vistazo a mis libros. ¡Cada compra me permite seguir escribiendo! ¡Gracias!
-----

Si te gustó este artículo, ¡compártelo en tus redes sociales! ¡Gracias!

8 comentarios:

  1. En su libro "Patas arriba", Galeano me enseñó que vivimos en un mundo al revés, de sinsentidos. Creo que tienes razón, igual es hora de aplicar la psicología inversa, porque de otra forma no funcionamos xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por el comentario! Habrá que intentarlo, sí :-D ¡A prohibir libros por todas partes! Besos :-)

      Eliminar
  2. Holaaa!!!
    Me ha encantado la entrada! Al principio me asusté. Cómo que prohibirlos? Pero es una idea genial.
    Basta prohibir algo para que se intenté hacer.
    Dile a un niño que no haga tal cosa y la hará.

    A ver si esto sirve de algo


    Un besito!
    Mavy -Librería del caos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar. Si lo de prohibir los libros a los niños funciona, ¡quizás también debamos prohibirles las frutas y las verduras! (otra cuestión problemática con los críos). ¡Besotes!

      Eliminar
  3. Vuelvo por aquiiii ( Ahora con mi cuenta buena jajajaja) que como ayer te comentaba desde el móvil -que encima no me deja cambiar las cuentas) - no te había podido seguir todavía :D

    eEEEEH, lo de las frutas y verduras funciona, doy fe, doy feee xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Bieeeeen! Ahora vamos a pensar qué más podríamos prohibir a los críos a fin de que se conviertan en mejores adultos :-D

      Eliminar
  4. ¡Hola! JAJAJAJAJA me he reído, tengo que confesarlo. No creo realmente que esto funcionase, porque para leer hay que hacer un esfuerzo de pensamiento, no es tan "inmediato" como drogarse, por ejemplo, así que aunque lo prohibiesen, la gente que no ama leer, no lo haría, porque necesitarían realizar un esfuerzo.

    Por otro lado, los "anuncios" que has puesto son graciosos, me he reído mucho no se por que con el de que tus padres ponen los libros fuera de tu alcance entonces hay que ir corriendo a buscar una escalera jajaja.

    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues me alegra haberte hecho reír, pero yo creo que sí, que si prohibiéramos al menos una cantidad de libros, los adolescentes correrían a echarles un vistazo al menos por curiosidad. Ha habido casos de eso. No creo que funcionara con las verduras, sin embargo :-D ¡Besos y gracias por el comentario!

      Eliminar

ADVERTENCIA SOBRE LOS COMENTARIOS

Si quieres comentar algo sobre esta entrada, ¡adelante! Autorizo todos los comentarios siempre y cuando no sean a) propaganda o b) insultos. No recopilo datos sobre quienes comentan. Si te preocupa lo que el servidor de este blog pueda hacer con tus datos, lee la política de privacidad de Google y/o comenta en forma anónima (puedes usar un seudónimo como firma). Te recomiendo no poner tu dirección de correo electrónico; para algo anoté la mía en la página NO CLIQUEAR AQUÍ, en caso de que necesites contactarme en privado. ¡Besos y gracias!

POLÍTICA DE PRIVACIDAD

La autora de este blog no recopila datos sobre sus visitantes. Sin embargo, Google/Blogger, los intermediarios que figuran aquí para la venta de libros y otros productos, así como Google Analytics (que la autora emplea solamente para analizar el tráfico del blog a nivel estadístico, no para averiguar el paradero de nadie, porque a decir verdad le importa un pito dónde viva cada quién), sí pueden almacenar algunos datos en forma temporal o definitiva (esto último en caso de que alguien se haga una cuenta para comprar algo). La autora recomienda leer sus respectivas políticas de privacidad antes de usarlos. En el caso de los servicios comerciales (PayPal, Amazon, RedBubble y demás), la autora ha verificado su reputación para asegurarse de que no fastidien a nadie (en caso de que fastidien a alguien, pos vengan y avisen a fin de que la autora pueda pasar sus productos a servicios más confiables). Algunos vínculos en este blog son enlaces de afiliado que generan cookies temporales. No hay intenciones malignas detrás de eso; es para que la autora reciba la comisión correspondiente en caso de que se concrete una venta (la autora no sólo tiene que comer, sino también alimentar a su gato). Listo. Fin del texto destinado a calmar la paranoia sobre la privacidad de los datos. Ahora usen el sentido común y no pongan información sensible en lugares inadecuados (ejem-Facebook-ejem).

SEGUIR POR CORREO ELECTRÓNICO

La suscripción permite recibir cada entrada completa del blog por correo electrónico unas pocas horas después de su publicación, ¡incluyendo los dibujitos! Sólo tienes que apuntar tu dirección y confirmar la suscripción por partida doble (primero en una ventana emergente y luego haciendo clic en el vínculo que te llegará por correo electrónico). Y no, yo no veré tu dirección, así que no la usaré para enviarte propaganda. Podrás cancelar tu suscripción cuando quieras, además. El servicio donde se almacenan las direcciones pertenece a Google, cuya política de privacidad puedes leer aquí.

Datos personales

Mi foto
Soy una mujer de intereses variados, incluyendo el chocolate, los dragones, la películas de superhéroes y las novelas de horror. Escribo porque no concibo la vida sin escribir.